12 de noviembre de 2015

Sueños y restauración

Por mucho tiempo este blog tuvo como título "Sueños y restauración"... Fue inspirado en un tiempo de dolor en que realmente anhelaba ambas cosas: volver a soñar y ser restaurado del dolor del pasado. Cuando eso llegó, me sentí casi en las nubes, incluso algo extasiado de tanta bendición. Invadido de las promesas que Dios me daba para mi vida e incluso mis hijos, proseguí apasionadamente buscándole de mañana, tarde y noche. Rato que tenía libre lo utilizaba para tomar la guitarra y cantar por horas. Pasaba fácilmente una hora cantando y orando. Fue un momento de mucha pasión. Sin embargo, siento que cuando comencé a trabajar a tiempo completo, me fui a apagando. Tuve varias desilusiones de mi profesión y de algunas personas con las cuales me relacioné, que fueron apagando ese fuego.

Hoy ya no siento esa misma pasión... debo ser sincero. Ya no busco al Señor mañana, tarde y noche. Ya no canto ni oro tanto como en ese tiempo. Rato que tengo libre, lo utilizo para dormir y despejarme del cansancio y del estrés de la semana; de tapar parches en el trabajo, manejar personalidades complicadas y atender niños con el desgaste que eso implica en mi espalda. A veces he tenido pequeños destellos de pasión, que se apagan y no alcanzo a mantener encendido. Me he dado cuenta que me desilusiono rápido y me desánimo a la primera dificultad, queriendo solamente tener semanas sin conflictos, con mucho descanso y que pasen rápido. Es decir, he deseado que los días pasen rápido para nada... sólo para descansar en un círculo vicioso de estrés/descanso/decepción.

Les comparto esto porque necesito de sus oraciones para volver a encender esa pasión y que el Señor me vaya mostrando cómo hacerlo. Cómo reactivar los sueños que me ha dado... Cómo descansar en Él sin depender de lo gris que se vuelvan las circunstancias... Que me enseñe a no huir de los conflictos ni desear que sólo llegue el viernes, para pasar rápidamente al domingo y sentir la angustia de tener que volver a trabajar. 

"Señor... en medio de todo, he podido ver tu fidelidad en cada uno de mis procesos de vida... sean buenos o malos, alegres o tristes, inspiradores o decepcionantes. A veces sólo me he enfocado en lo que yo puedo hacer para manejar las situaciones complejas, sin embargo, eso sólo ha acarreado decepción. Por eso hoy vengo a ti a ser transparente.. sin caretas.. a reconocer mi enfriamiento, mi inconstancia, mi falta de ánimo para seguir... Muéstrame un mejor camino que no depende de cuánto haga yo o que la gente a mi alrededor cambie como yo quiero. Muéstrame de nuevo tu amor inagotable y tu expresión de aprobación".